Proyecto

Implementar sistemas silvopastoriles en la parte alta de la cuenca del río Jesús María, para mejorar la sostenibilidad de las fincas ganaderas.

Ficha técnica: 
Área temática: 
Número de Proyecto: 
Implementar sistemas silvopastoriles en la parte alta de la cuenca del río Jesús María, para mejorar la sostenibilidad de las fincas ganaderas.
Nombre de la organización: 
Centro Agrícola Cantonal de San Mateo
Abreviación: 
CACSM
Fecha de inicio: 
11 de Julio, 2014
Fecha de finalización: 
30 de Septiembre, 2015
Monto del proyecto: 
50,000

Objetivo del proyecto: 

Favorecer la recuperación de las tierras degradadas de las comunidades de Llano Brenes, Río Jesús y Quebrada Honda, pertenecientes a la cuenca del Jesús María a través del fomento de sistemas silvopastoriles, que a su vez coadyuven al mejoramiento de la

Resumen Ejecutivo

El  Programa de Acción Nacional (PAN)   desarrolló una Metodología de priorización de cuencas degradadas por medio del uso de indicadores biofísicos y socioeconómicos, al aplicar esta metodología a 9 cuencas , se obtuvo una selección de áreas degradadas, siendo la cuenca del río Jesús María la que se encuentra en peores condiciones. De esta manera, los pequeños productores que habitan en esta cuenca,  enfrentan agudos problemas de degradación de tierras y rendimientos reducidos como resultado de la explotación excesiva de la tierra disponible en actividades como ganadería y cultivos en sitios inadecuados y sin las técnicas apropiadas. Utilizando la cartografía existente, la cuenca presenta un 19,6 % de sobreuso de sus tierras y un 16 % con señales de sobreuso severo debido, principalmente, al uso ganadero en áreas que deberían estar bajo cobertura boscosa, mientras que el 10 por ciento de la tierra está subutilizada.

Esta tiene una extensión de 377 Km² y se compone de varias sub cuencas como Paires, Jesús María, Surubres y Machuca, diseñadas en sus cuencas altas en un complejo patrón dendrítico, de alto perfil topográfico, de formas alargadas o rectangulares y que tienen origen en la cordillera o Fila Monte del Aguacate. La quinta subcuenca es el Río Cuarros, de poca longitud y nace en las tierras planas de Coyolar, Orotina. Tiene una población de 16.875 habitantes  y depende directamente de los recursos naturales para su subsistencia; un 57,5 % de su territorio está dedicado a la ganadería extensiva, un 13,8% a actividades agrícolas y 28,7% es bosque en diferentes etapas de sucesión natural. 

El Centro Agrícola Cantonal de San Mateo como una de las organizaciones presentes  en la cuenca, que aglutina a más de 100 productores presenta la propuesta “Implementar sistemas silvopastoriles en la parte alta de la cuenca del río Jesús María, para mejorar la sostenibilidad de las fincas ganaderas ”, que tiene por objetivo:  favorecer la recuperación de las tierras degradadas de las comunidades de Llano Brenes, Río Jesús y Quebrada Honda,  pertenecientes a la cuenca del Jesús María a través del fomento de  sistemas silvopastoriles, que a su vez coadyuven al mejoramiento de las condiciones de vida de las personas de esas comunidades. 

La iniciativa se llevará en tres comunidades situadas en la cuenca alta del Río Jesús María: Llano Brenes, Río Jesús y Quebrada Honda  para un total de 30 productores. Como metodología para la selección de los participantes del proyecto, se tomó como base el diagnóstico y conocimiento del ASA-San Mateo que tiene más de 20 años de trabajo en la región.  Con la implementación de esta iniciativa se espera:  que productores participan de cursos de capacitación  e intercambios de experiencias  en técnicas y prácticas silvopastoriles en sus fincas de manera teórica y práctica, que los productores de las tres comunidades apliquen las  prácticas silvopastoriles generando de esta manera impactos ambientales en sus fincas, y en la cuenca como un todo.  Además de ello, estas prácticas se estarán sistematizando en forma de documentos (manuales prácticos) que podrán ser utilizados por otros productores de la cuenca.